¿Cómo puedo ayudar al mundo?

  1. ¿Recuerdas esa persona que siempre está malhumorada y te enfada? ¡No seas como ella!
  2. ¿Recuerdas a esa persona que no responde a tu sonrisa más que frunciendo el ceño? Sigue sonriendo. Su rabia es solo suya, no tuya.
  3. ¿Recuerdas aquella vez que ayudaste a alguien y te respondieron de malos modos? La próxima vez no te lo tomes como algo personal y sigue ofreciendo tu apoyo a otras personas que lo puedan necesitar.
  4. ¿Hay alguna persona que saque lo peor de ti? Quiérete lo suficiente como para no permitir que nada externo te afecte.
  5. ¿Hay alguna persona que saque lo peor de ti? Acepta la humanidad de esa persona y trátala con comprensión y respeto.
  6. Acepta que no tienes todas las respuestas.
  7. Acepta que tal vez las respuestas de otras personas sean las correctas.
  8. Comprende que tu experiencia del mundo es limitada.
  9. Busca al ser humano detrás de la imagen que ves. Ahí detrás hay una persona que se oculta en ese cuerpo, una persona con deseos, miedos, sueños y creencias, igual que tú.
  10. Mira en el espejo. Búscate… mírate de verdad, de verdad, de verdad, y una vez que consigas realmente verte, mándate amor, manda amor a ese ser humano que tú eres. Si te quieres, querrás mejor al mundo.
  11. Esfuérzate por no juzgar a los demás… nadie tiene todas las respuestas… nadie tiene todo el conocimiento. Ni siquiera tú.
  12. Elige tener un buen día.
  13. Elige a quién vas a ayudar esta semana.
  14. Un poco significa mucho. Elige una persona con quien vas a ser especialmente amable hoy. (Si no funciona, recuerda el punto 3.)
  15. Da las gracias y siente la gratitud.
  16. Perdona a quienes te hacen daño, aunque sea con cosas pequeñas, porque tal vez no sepan o puedan hacerlo de otra manera. (Recuerda que tú no lo sabes todo).
  17. Cuando algo te moleste, pregúntate si prefieres estar enojado o disfrutar de este momento en tu vida que nunca volverá a existir. Entonces sonríe 😉.
  18. Pregunta a tus seres queridos por lo menos una vez a la semana cómo les puedes ayudar a tener un mejor día. Y ayúdales.
  19. Recuerda que las personas que ves trabajando en el restaurante, en las tiendas, en los autobuses y trenes también son seres humanos con sueños, miedos, deseos, sentimientos… También, como tú, quieren ser felices.
  20. El sin techo también tiene sueños y quiere ser feliz.
  21. Busca detrás de la ropa, de la piel y del corte de pelo hasta encontrar al ser humano.
  22. Recuerda que solo recibes una vida. Elige bien cómo la quieres vivir.
  23. Recuerda que los demás solo reciben una vida. Elige bien cómo quieres quieres tratarles.
  24. Cuando estés con alguien, estate de verdad.
  25. El momento no vivido no existe.

Disfruta de la vida, de TODA ella,

Jessica J. Lockhart – humanología – www.jessicajlockhart.com